jueves, 1 de septiembre de 2011


El Taller de Los Costume

El proceso de diseño revela tres elementos esenciales: imaginación, diseño y ejecución. El procedimiento creativo puede resultar de la conjunción de esos tres elementos; primero hay una fase que se realiza de forma mental, donde se imagina el diseño del objeto a construir y, finalmente, la construcción del objeto mismo o su ejecución.

La prenda debe representar a un tipo de cuerpo, por eso el trabajo que cumple la moldería y corte sobre una lámina textil. Saber que un cuerpo no es un todo sin la unión de las partes, nos hacen ver tanto las articulaciones, las curvas, merecen de un tratamiento especial, siempre y cuando la intención sea usar la moldería como técnica de transformación, la confección como definición final.

La morfología evoluciona no solo en la comodidad de una prenda, sino por el impacto de su presencia y el sostén que le otorga a un cuerpo.

"Hay una similitud entre el diseñador de vestuario y un maestro de cocina, ambos tienes que imaginar, diseñar, componer. Además de los procesos de construcción de una prenda están directamente relacionados a la pureza de los materiales determinados por la moldería, texturas, insumos, a los tipos de hilos y su tensión entre otros, puntos comunes en la preparación de una receta en relación a la selección de los mejores ingredientes, de como cocinarlos, el tiempo y los grados de temperatura en la cocción, todo paso a paso cuidadosamente elaborado a su perfección.

El cuerpo es el soporte de la prenda cocinada y el gusto es la sensación de una naturaleza construida, caracterizado por la sofisticación y lo refinado"

Texto
Equipo Contrahilo
http://www.contrahilo.com

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.